Esos duendes enloquecidos

Inicio » Actualidad » Esos duendes enloquecidos

El Juvenil B abordó con la temperatura ideal su partido ante el Sonseca, suave otoño a media tarde, y se fue animando con los minutos hasta soplar con ese aire fuerte del desierto, elevando la fina arena, cegando al rival, hasta ponerse uno a cero con gol de Cancela. Luego el equipo serenó ese ímpetu, y en ese relax recibió dos goles, uno al final del primer acto y otro al inicio del segundo, dejándonos helados. El orgullo, el carácter y el músculo con el que apostamos tras el segundo gol de ellos, descongeló el escenario y Antonio obtuvo el 2-2, final, sabor agridulce de puntos, los tres que deberían haber dormido en Toledo.

Es difícil controlar partidos donde el destino cambia los pormenores que lo deciden. Esos centímetros que separan el beso del balón, al poste o a la red, al gol, y además no hay antídoto contra esos duendes enloquecidos que suspiran hacia dentro o hacia fuera según se les ocurra, esos mismos espíritus chiflados que dejaron en empate, 0-0 el encuentro entre el Cadete A y el Cuenca, cuando lo lúcido habría sido un tres a cero para los naranjas.

El triunfo fue razonable, pero no sencillo. Césped muy rápido, con ese sudor de la escarcha mañanera otoño-invernal, que hizo muy enmarañados los controles, el manejo y la ejecución. El Infantil C sumó su segunda victoria en su segundo partido, 0-3 ante Nambroca, con tres golazos, dos de Alex, “Jandri”, y otro de Dani López, seis puntos a la mochila. El empate 0-0 del Infantil D tiene lectura positiva, porque el rival, Navahermosa jugó en su campo, ventaja añadida a la física, que acrecienta y premia el valor auténtico al punto obtenido por nuestros chicos, a su disposición y compromiso. Mucho Orden.

Y mucha seriedad y formalidad mostraron nuestros equipos prebenjamines, benjamines y alevines, más allá de los resultados, aunque obligados estamos a destacar las goleadas del Benjamín A y Benjamin B, 0-7 los primeros ante Seseña B, y 0-9 los segundos ante Esquivias, y la del Alevín A, 7-0 ante el Sporcity Talavera, y el apabullante 4-11 que le endosó el Alevín D a la Puebla de Montalbán. El duelo entre nuestros Prebenjamines se lo llevó el A, que ganó 8-1 aunque los pequeños dieron mucha guerra.

Ah! Y dejamos para el final al Chupetín que venció a Orgaz 2-5, trazando el camino de su clara  candidatura para estar entre los mejores de la liga. Tiempo al tiempo.