Esperando próximas batallas

Inicio » Actualidad » Esperando próximas batallas

La mala tarde del Juvenil A en Alcázar no debe oscurecer el trabajo bien hecho y continuado de un equipo que no es dudoso en absoluto. Como suele suceder en fútbol, los detalles pueden decidir un partido cuando no hay rival superior al otro. Los locales se vieron al descanso con 2-0 (así acabó) a su favor mirándose entre ellos y a su alrededor como el que se encuentra un billete de diez euros en el suelo que no es de nadie. Se lo guardaron porque dos tiros a puerta, eso sí, con dos concesiones malentendidas de los nuestros, les pusieron arriba, demasiado arriba para lo que habían hecho. Después del descanso el Sporting Alcázar se ordenó y cerró para conservar ese resultado, respaldado también por decisiones partidistas que impidieron cualquier atisbo de remontada. Nosotros a lo nuestro, a trabajar y a olvidar las tres jornadas anteriores, cuando nos fue bien y nos fue mal. Vamos chicos, pensamos en el próximo.

El triple enfrentamiento terminó en tablas. Derrota. La imagen del Juvenil B en Talavera fue muy buena, aunque lo que es el juego y el resultado tuvo dos caras. La del primer acto, donde los naranjas de Odelot fueron superiores al Elite Talavera B pudiendo por ocasiones haber resuelto el encuentro, y la del segundo donde los talaveranos apretaron más y mejor para terminar con un 4-2 a su favor que no refleja desde luego el nivel de un equipo y otro. Seguimos. Empate. El Cadete A se enfrentó a un excelente equipo como es el Elite Talavera, que llegó a tener el partido en sus manos en el segundo tiempo. Odelot fue quién tuvo el balón en el primer tiempo, los talaveranos en el segundo. Y el empate final, 1-1 se puede considerar justo esperando por ambas partes una segunda revancha. Victoria. La del Infantil A, muy muy trabajada y merecida. El 1-0 final ante el Élite se quedó tal vez un pelín corto porque en el cómputo general del partido la iniciativa, el dominio y el control corrió a cargo de los vestidos de naranja. Lo que sí vimos en los tres enfrentamientos Odelot-Élite fue el extraordinario nivel de ambas Escuelas, fruto del trabajo bien hecho desde abajo.

Terminamos con el doble enfrentamiento Real Aranjuez B-Odelot B en cadetes e infantiles. El Cadete B fue ayer fue un torbellino con cañón y espada, porque atropelló a su rival el Aranjuez B con un ritmo y una velocidad de la que el equipo ribereño jamás se pudo sacudir. El 1-12 final es concluyente y contundente. También El Aranjuez B fue asediado y golpeado por nuestro Infantil B, ganando la cruzada a base de juego y goles, 1-9 final favorable a los de naranja. Los guerreros esperan próximas batallas.

Abrir chat