LOS POLLOS YA TIENEN CABEZA. (27-ABRIL-2014)

Image

Se han colado en la Gran Final Provincial de Primera División tras vencer en las semis al Quintanar, 1-3, con una idea, lejos de los pelotazos que otros proponen. Alevín A, se llaman. Estos pollos tienen cabeza, y calidad, mucha, para aburrir. También Gallo, que les dirige. Su fútbol es el mejor, con diferencia, porque desde octubre que empezó esto, ha superado a todos sus rivales si de control y ocasiones hablamos. Sus goles llevan producción y elaboración. Y trabajo, mucho trabajo. Queda la Final, aunque la Idea ya ha sentenciado, da igual el desenlace. Hay Campeón pase lo que pase. De naranja visten estos tíos.

Campeones en la Liga Alevín de Polan, compartiendo letras, mayúsculas y juego, mucho juego. El Alevín D-E fue un justo Campeón después de tantos meses. Son grandes también, nosotros somos privilegiados de verles entrenar y jugar, y merecen su mención, pues se han ganado su gloria gracias a su trabajo de muchos meses. Tanta siesta perdida ha merecido la pena.

Image 

VIVA LA INDEPENDENCIA.

A ver, a ver, despejemos confusiones, pues la Independencia de la que nosotros hablamos es otra, no es la obsesión de ningún retrasado, es la del Cadete A. Su salvación a falta de una jornada está a un partido, una victoria, sin depender de los demás. Nos ganó en el marcador 1-4, un excelente equipo, el Albacete, aunque en empuje, orgullo y ocasiones todavía no hemos sabido descifrar quién fue mejor. Las Casas Colgadas de Cuenca nos darán la suerte que necesitamos. Vamos, chavales…!!!

AVERÍAS DE CADA DÍA.

La derrota del Infantil A ante el Albacete, 1-2, fue la consecuencia de la numerosas ocasiones perdidas por los nuestros. Pero el partido lo empañó un triste protagonista. El árbitro. Su entrada en el campo, cuarenta minutos después de la hora de inicio del partido,  parece ser que por una avería, sonriente, casi repartiendo tarjetas de visita, fue aclamada por todos, sobre todo por los visitantes, que se habían levantado cuatro horas antes que él. Aplausos miles, no precisamente de admiración, ni por su actitud, ni por su porte, su peine y su espejo se fugaron al verle. Lo más lamentable de todo es que después de casi una hora tarde, llegó exigiendo a todos que se dieran prisa, de mala manera, como si los chicos hubieran sido los amodorrados. Vete al cine, chaval.

Gerindote, su campo, dificultad admitida para el Juvenil, fue terreno conquistado, 0-3 y un partido menos. Éstos tíos siguen estando ahí, esperando acontecimientos en posiciones privilegiadas.

Todavía queda, que nadie lo olvide.

Deja un comentario

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada.